27 de septiembre de 2012

Irán acelera la construcción de un reactor de plutonio

La comunidad internacional ha focalizado su preocupación acerca del programa nuclear de Irán en las plantas subterráneas de Natanz y Fordo; sin embargo la República Islámica está también acelerando la construcción de un reactor de agua pesada cerca de la ciudad de Arak, que según los analistas podría producir plutonio para la fabricación de armas atómicas si el combustible nuclear usado es reprocesado.

Irán había planeado terminar el reactor de Arak en 2014; pero ahora ha adelantado sus planes para el tercer cuatrimestre de 2013.

Teherán ha anunciado que no tiene intenciones de reprocesar el combustible nuclear. No obstante, Mark Fitzpatrick, director del programa de no proliferación y desarme del Instituto

de Estudios Estratégicos afirma que "reactores del mismo tamaño aparentemente construidos con propósitos de investigación" fueron usados en la India, Corea del Norte, Pakistán e Israel para producir plutonio para la fabricación de armas nucleares.

Si funciona a óptimo nivel; la planta de puede producir cerca de nueve kilogramos de plutonio anuales, o sea una cantidad suficiente para dos bombas nucleares por año, advierte el Instituto de Ciencia y Seguridad Internacional, con sede en Estados Unidos.

En agosto, la policía alemana arrestó a cuatro individuos sospechosos de despachar a Irán válvulas para el reactor de agua pesada, quebrando el embargo a la exportación de ese tipo de equipos hacia Irán.